Entrevistas

Un modelo no binario que rompe estereotipos en México

Por donde sea que camina Ali, las miradas le acompañan. Tiene el cabello rubio casi platinado, no teme mostrar sus piernas con una diminuta falda y su paso firme demuestra confianza y seguridad. Típico de alguien que ha posado para la cámara de decenas de fotógrafos de moda y directores de cine y hasta haber caminado por la pasarela más importante de México: Fashion Week.

Ali Monterrosas lleva 10 años trabajando en la industria de la moda. En un inicio se definía como un modelo andrógino, luego como modelo transgénero y actualmente, se asume como modelo y como persona no binaria. Es decir, sin género. Sólo un ser humano. Y es una de las pocas personas en el modelaje mexicano que se asume como tal.

“Lo más chistoso fue que mi concepto fue evolucionando y dije, no solamente soy una persona andrógina de físico, sino en mi forma de pensar y de percibir el mundo. No me siento ni un hombre y una mujer, yo me percibo ahorita más que como transexual o andrógino como no binario”, dijo Ali.

Ali Monterrosas. Foto: Mariana R. Fomperosa

Pero llegar ahí no fue fácil. Fue un proceso de explicarle primero a sus papás por qué y cómo se sentía diferente. Una vez que aceptaron la idea, fue romper paradigmas de belleza y género en una sociedad que por momentos, pareciera no preparada para aceptar que una persona puede no ser hombre ni mujer. 

“El hecho de sentirte y percibirte diferente y darle ese discurso al mundo de ser andrógino está bien padre, pero saber que realmente tienes algo diferente a la mayor parte de la gente sí es un balde de agua fría que me costó meses de terapia para aceptarme completamente y percibirlo como parte de mí y me siento bien”, dijo sobre la más reciente “crisis de identidad” que tuvo cuando descubrió, luego de varios estudios hormonales, que su cuerpo produce más estrógenos de testosterona, lo cual hace que califique como una persona intesexual, es decir, que tiene características de ambos sexos. 

La primera vez que Ali se dio cuenta que quería ser modelo y además romper estereotipos fue cuando un amigo de su mamá –quien también solía hacer modelaje en la década de los 80– le tomó unas fotos “al hijo raro de su amiga”. Luego de publicarlas en redes sociales, diseñadores y gente de la industria de la moda comenzó a preguntarse quién era esa persona tan peculiar.

Foto: Mariana R. Fomperosa

Poco a poco fue adentrándose al mundo de la moda hasta que hace un año y medio logró uno de los muchos sueños de los modelos: desfilar en la Semana de la Moda de México.

Ali se lo debe no sólo a su apariencia diferente, sino también a su habilidad para saber estar con las personas correctas, en el momento correcto y el lugar indicado. Contó que fue durante un festival llamado Liberatum que conoció a Beatriz Calles, actual directora de Fashion Week México.

Ese festival no sólo le había abierto la puerta a la Semana de la Moda mexicana, sino también a conocer a Adwah Aboa, modelo británica que se encuentra en la lista de las 50 mejores modelos del mundo y que ha trabajado para marcas como Calvin Klein, Kenzo y Erdem.

Esta exposición que le ha dado ser uno de los pocos modelos trans en México,  Ali lo ha utilizado para amplificar su mensaje de inclusión y aceptación pues asegura que uno de sus papeles principales como modelo es justo eso, ser un modelo para las personas. 

“Llega un  un punto en el que te preguntas qué es lo que quieres hacer con todo eso. […] Como modelo creo que lo más importante es eso, ser un modelo para la gente y enseñarle que está bien tener lonjitas. Yo tengo estrías como todos los seres humanos, tengo los dientes chuecos y no por eso he sido menos talentoso. El punto es amar tu cuerpo y amarte a ti mismo”.

Dentro de la industria de la moda, es raro encontrar modelos de más de treinta años, y aunque para eso aún falta, en la mente de Ali aún está desfilar en las pasarelas de Londres, París y Nueva York. Además, está estudiando actuación porque así como rompió estereotipos en el modelaje, quiere hacerlo en la actuación. “Mi mayor obstáculo a lo largo de los años siempre fue el miedo y mi mayor logro fue haber superado mis miedos. Poder ser quien quiero ser es lo más importante. He tenido que educa a mucha gente y creo que es algo generacional. Algo que si seguimos haciendo creo que sí llegaremos a ese punto de un mundo sin etiquetas”, confesó.

1 comment on “Un modelo no binario que rompe estereotipos en México

  1. Pingback: X. La cárcel de la identidad – Diéresis MX

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: